Advierten alejamiento de democracias y acercamiento a dictaduras de América

La firma del Foro de Sao Paolo puede retirar inversiones de México

Domingo 29 de julio de 2018/Efraín Klerigan/MXpress. -La retórica que plantea ya el gobierno que Andrés Manuel López Obrador ─que comenzará hasta el 1 de diciembre─ muestra ya cambios en la política con Canadá, acercamientos con Trump y tolerancia hacia las dictaduras en Cuba, Venezuela y Nicaragua, advierten observadores.

Además de un acercamiento con Donald Trump que cierra los ojos a la política del presidente estadounidense, pavonea con la izquierda populista de América Latina, e intenta restaurar la anquilosada Doctrina Estrada.

“López Obrador ha enfatizado un regreso obcecado a la postura tradicional de México de no involucrarse en la política de otras naciones ni expresar opiniones sobre la situación de los derechos humanos en otros países”, advirtió en New York Times

El futuro canciller de México, Marcelo Ebrard, “declaró que la sola discusión de los casos de Nicaragua y Venezuela en la OEA era equivalente a interferir en los asuntos internos de estas naciones”, advierte el Times.

“En el mejor de los casos, desde la óptica de los derechos humanos y la defensa de la democracia, México mirará hacia el interior de manera reflexiva y sencillamente se distanciará de cualquier desafío regional”, señala el rotativo neoyorquino.

Las sospechas de Canadá de que México dejaría de ser solidario y aceptaría un Tratado de Libre Comercio solamente con Estados Unidos si presiona Trump, parecen fundadas, especialmente luego de conocerse la carta del ganador de las elecciones en México a Donald Trump, quien da el apodo de “Juan Trump” al futuro mandatario mexicano.

Nicaragua.JPG

“Me anima el hecho de que ambos sabemos cumplir lo que decimos y hemos enfrentado la adversidad con éxito. Conseguimos poner a nuestros votantes y ciudadanos al centro y desplazar al establishment o régimen predominante. Todo está dispuesto para iniciar una nueva etapa en la relación de nuestras sociedades, sobre la base de la cooperación y a prosperidad. Hagámoslo”, dijo López Obrador a Trump.

Trump responde alentando una pronta renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte y corresponsabiliza a México de la migración ilegal desde Centroamérica.

“Debemos aumentar la cooperación para proteger el estado de derecho y la soberanía de ambos países. así como los migrantes vulnerables que son víctimas de una organización delictiva violenta”, responde Trump-

Ebrard ha puntualizado que el gobierno de López, que asume el poder el 1 de diciembre, se abstendrá de llevar adelante iniciativas de la Organización de Estados Americanos contra la violación de derechos humanos en Nicaragua y Venezuela.

Al contrario, López Obrador firmó la declaración final del Foro de Sao Paolo que habla de oponerse a la “ofensiva reaccionaria, conservadora y restauradora neoliberal de las élites mundiales (…) impulsadas por el capitalismo del Gobierno de los Estados Unidos, sus aliados y las clases hegemónicas”

México, con López,  ya no será parte de la alianza latinoamericana que buscaba, sin tener éxito hasta ahora, una solución a la pesadilla venezolana y la crisis nicaragüense, mientras se une a la idea de que son inventos capitalistas.