«Todos los animales son iguales, pero unos son más iguales que otros», George Orwell.
Mamela FialloPor Mamela Fiallo/PanamPost
Un albañil cubano gana 50 % más que el cubano promedio, 45 dólares. Sin embargo, en la misma isla y con fondos estatales, obreros de la India ganan alrededor de USD $2.000 mensuales (mínimo $1600).
Según el Gobierno, la diferencia salarial de los trabajadores de la India se debe a la eficiencia y calificaciones de estos, presumiblemente superior a los cubanos. Es decir, en un país donde hace más de medio siglo existe un monopolio total del Estado, el régimen reconoce que sus trabajadores son inferiores.
Y el trato diferenciado no se limita únicamente al salario sino a los múltiples beneficios. A diferencia del cubano promedio, el obrero de la India tiene garantizada la vivienda.
Muy al margen de lo que ostentan los defensores del castrismo y quienes buscan implementar su política en sus respectivos países, en Cuba no solo existen los “sin techo”, sino que el Gobierno tiene la potestad de desalojar una vivienda, si así lo determina.
De hecho, si una vivienda no ha sido habitada por seis meses, pasa a ser propiedad del Estado. Lo cual ha producido arrestos arbitrarios por periodos superiores a seis meses, donde hasta se apresa a los testigos para evitar que declaren favorablemente contra el acusado, para así expropiar las viviendas.
Los obreros de la India viven en complejos habitacionales en la zona de Matanzas. Ahí, con el mismo dinero que les da el Ejército cubano, pueden comprar suministros básicos (como comida) solo en las tiendas administradas por GAESA, el consorcio empresarial de los militares.

https://es.panampost.com/mamela-fiallo/2018/11/16/ejercito-cubano/?cn-reloaded=1