MXPress

Política de López, o un fast track a una crisis profunda

Anuncios

Si a las tonterías cometidas por el aún presidente electo se suma un panorama internacional muy incierto, la crisis está garantizada

25 de noviembre de 2018/Efraín Klériga/MXpress. -La economía mexicana se ha debilitado gravemente desde que el presidente electo Andrés Manuel López Obrador comenzó a exponer sus planes económicos, sus recortes de obras y reformas, y el panorama mundial que va hacia una crisis, pronostican que la economía mexicana, vaticinan un 2019 muy complicado, con una sería caída en el crecimiento económico, la inversión exterior y el crecimiento del empleo formal.

La desconfianza de inversiones foráneos y locales avanza y luego de la cancelación del Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM) y los avisos de que podría congelarse la Reforma Energética, según el presidente de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) Gustavo de Hoyos, más del 50 por ciento de los empresarios han frenando inversiones y reinversiones, incluso en el sector servicios.

“Estamos viendo en el país varios casos donde la falta de certidumbre está provocando que proyectos importantes se estén suspendiendo o cancelando. El más relevante que ha generado la mayor incertidumbre ha sido la cancelación del nuevo aeropuerto, pero también está el caso de TransCanada en Hidalgo que decidieron suspender dos gasoductos en construcción”, declaró De Hoyos.

Un ya inevitable choque del gobierno obradoristas con los gobiernos de los estados a los que intenta retener participaciones y aportaciones, señalan previsibles controversias constitucionales que paralizarán el presupuesto de egresos en 2019; una disminución de los ingresos fiscales y especialmente los que provienen de Petróleos Mexicanos, junto con un mayor pesos económico en los programas sociales, muestran que se construye un círculo vicioso.

En las últimas siete semanas la Bolsa Mexicana de Valores acumula una pérdida en dólares del 20 por ciento y el mercado bursátil mexicano está cayendo con niveles de la crisis de 2008 y acumula retiros de capital por más de 140 mil millones de dólares.

Pero además los choques políticos provocados por la insistencia de las fracciones legislativas de Morena de darle al presidente todo el poder policíaco, militar, presupuestal y sobre los medios, se convierte ya en un problema en el que organismos de derechos humanos han intervenido, y la observación es que gestan un poder dictatorial.

Credit Suisse ha pronosticado que la economía mexicana se debilitará a finales de 2018 y principios de 2019, «en gran medida» por el cambio de gobierno.

Citi Banamex ha modificado su perspectiva de crecimiento para 2010 a solamente 2.10  y para 2019 a solamente 1.70, pero si la relación entre el Presidente López y la gente del dinero se sigue deteriorando, los precios del petróleo siguen a la baja, y los inversiones foráneos en el sector energético continúan cancelando obras, el crecimiento posiblemente no alcance un punto porcentual y la inflación crezca de una predicción del 4 por ciento al 8.5 por ciento.

En el tercer trimestre del año la economía mexicana creció menos de lo previsto, 0.8 por ciento frente al trimestre anterior en términos desestacionalizados, lo que se compara con una estimación preliminar de 0.9 por ciento y una contracción del 0.1 por ciento en el segundo trimestre y el riesgo país ha aumentado mas de un 18 por ciento, el tipo de cambio ha caído siete por ciento y se han retirado más 250 mil millones de pesos en inversiones y el crecimiento económico para 2019 fue revisado de 2.8 a 1.8 por ciento.

El riesgo país se siguió deteriorando y ligó una caída o alza de nivel por tercera semana consecutiva se instaló en 233 puntos base una caída de 21.98 por ciento desde el 19 de octubre, mientras que en la última semana del 20 al 23 de noviembre la moneda mexicana registró un sesgo negativo, debido al rechazo que hubo a nivel internacional por activos considerados de mayor riesgo.

La Bolsa Mexicana de Valores que ha perdido más de 200 mil millones de dólares en inversiones, ligó del 20 al 23 de noviembre de 2018,  un comportamiento negativo por segunda semana consecutiva, debido a la cautela en el mercado ante los temores generados por la potencial desaceleración de la economía mundial.

Además, un fuerte descenso de los precios internacionales del petróleo y por la incertidumbre geopolítica en Europa pintan un panorama delicado para las finanzas públicas, y aunque los bajos precios facilitarán a López Obrador cumplir su promesa de menores precios a la gasolina en el mercado interno, también disminuyen los recursos y sitúan a Pemex en una situación delicada, ante un mayor endeudamiento por la construcción de dos refinerías.

De acuerdo con el Informe Semanal del Vocero de la Secretaría de Hacienda, las tasas de rendimientos de los Cetes a 28 y 182 días se elevaron 15 y 12 puntos base (pb), respectivamente, con relación a la subasta previa, al ubicarse en 7.94 y 8.40 por ciento, mientras que la de los Cetes a 91 días descendió 2 puntos base a 8.23 por ciento, lo que muestra desconfianza de los inversionistas en el largo plazo.

Ir a la barra de herramientas