30 de julio de 2019/Efraín Klériga/MXpress. – Los programas sociales de la Cuarta Transformación se mostraron ineficaces y no ayudaron a frenar la caída de la economía y ésta no sólo fue mayor en estados con altos niveles de pobreza, donde concentraron el reparto de dinero y otro programas, sino que las entidades con economía “neoliberal” fueron las que impidieron el desplome abrupto de la economía mexicana.

Aunque un trimestre es un lapso muy corto para observar lo beneficios totales que puedan tener los programas sociales de la “economía moral”, que reparten dinero en efectivo a campesinos, adultos mayores, Ninis, estudiantes, etcétera, sí debería haber frenado la caída económica en los estados objetivo de la “economía moral”, pero, al contrario, ésta se aceleró.

Recesión: excitación y apuesta de los nostálgicos del neoliberalismo

Una de la entidades donde podría haber un comparativo, es el Estado de México, pues ahí se canceló la obra de infraestructura más grande que se había emprendido en México en décadas, pero presuntamente también fue una de lo estados donde más dinero en efectivo respartió el Gobierno Federal, lo que debería haber nivelado la pérdida de más de 20 mil empleos directos y hasta 30 mil indirectos.

El Estado de México fue afectado tanto por el combate al robo de combustible (huachicol)  la escasez de gasolina, los bloqueos de la CNTE al ferrocarril en Michoacán, la cancelación del Nuevo Aeropuerto de Ciudad de México, el despido de burócratas, y de ahí que el crecimiento anualizado del 5.0 por ciento que tuvo en el primer trimestre de 2018, haya cambiado por una caída de (-)2.1 por ciento.

mapadecrecimient01T2019.jpg

Zacatecas, otra entidad que tuvo un margen de crecimiento en el promedio nacional durante el primer trimestre de 2018, registró en el primer trimestre de este año una caída de (-)4.1 por ciento, entre otro motivo por la retención de presupuestos para el campo que ordenó López Obrador, presuntamente para mejorar su eficacia.

En total, en 21 entidades hubo crecimiento, Sonora registró estancamiento, con cero por ciento, y 10 entidades tuvieron un desempeño negativo, en alguno casos como en el Bajío, debido al estrangulamiento de vías férreas y a que que el combate al huachicol desató una de las olas de violencia más severas que han vivido.

itaee perdedore.JPG

Aunque la opacidad del gobierno obradorista continúa, y no existen padrones para programas como “Sembrando Vida”  y otros que reparten dinero en efectivo, la agenda y declaraciones del mismo presidente López, señalan que estos se concentraron en el Sureste y en entidades con alto nivel de pobreza, y en menor grado en la entidades con economía “neoliberal”.

Confiesa AMLO que la 4T no genera riqueza y espeta su teoría del desarrollo

Los resultados del Indicador Trimestral de la Actividad Económica Estatal (Itaee) para el trimestre (enero-marzo) de 2019 muestran que la caída de la economía del país se concentró en 10 estados, cuatro de ellos en el sureste: Tabasco, Chiapas, Campeche y Oaxaca; enlistados entre lo seis donde cayó más la economía.

En lo otros fueron Zacatecas, México, Aguascalientes, Guanajuato, San Luis Potosí y Michoacán, lo cuales también se ubican entre lo que tuvieron un aumento en el desempleo y una disminución en la inversión.

Itae T19 completo.JPG