Ir a la barra de herramientas
Importante

Luego de acusarlos de leoninos,  dan el contrato a gasoductos por más años

31 de enero de 2020/Efraín Klériga/MXpress. -Igual como ocurrió con los laboratorios, el gobierno de Andrés Manuel López Obrador luego de calificar de corruptos, leoninos, y enconar la relación con las empresas de energía, terminó firmando sin modificar sustancialmente los contratos.

Ahora López firma con todas las empresas condiciones diferentes con ganancias similares, y el retraso de un año solamente sirvió para hacer pensar en la probidad ya dudosa, de la Cuarta Transformación.

En su homilía del viernes, López, anunció que habían pactado con Carso Energy, IEnova y TC Energía, en el tema de los contratos “dañinos” y en los cuales se modificaron solamente los años de contrato, aunque a corto plazo se deberán pagar cuatro mil 500 millones menos, a largo plazo las empresas los recuperarán.

La discusión con las constructoras de siete tramos de gasoductos, el director de la Comisión Federal de Electricidad, Manuel Bartlett las amenazó con llevar todo a un arbitraje internacional, pero al final ni el gobierno ni las empresas ganaron nada, pero perdieron tiempo, empleo, distribución de gas y muchas inversiones colaterales.

Aunque el presidente López anunció que se ahorraron cuatro mil 500 millones de pesos, las empresas los recuperarán con largueza, pues la CFE aceptó ampliar el plazo de los contratos, en algunos caso 10 años más.

CFE y Pemex no son monopolios, sólo dominan y manejan el mercado: AMLO

Para la 4T lo mejor es contaminar y no gastar en combate al cambio climático

El viernes, López  anunció  la construcción del gasoducto Cuxtal Fase 1 para dotar a la península de Yucatán de gas, obra que fue adjudicada por la CFE a la firma francesa Engie, que tiene inversiones por dos mil 565 millones de dólares en infraestructura de gas, electricidad y servicios energéticos en  México.

El gasoducto Cuxtal Fase 1 tendrá una extensión de 16 kilómetros y podrá transportar hasta 24 mil millones de pies cúbicos de gas, y se invirtieron en éste 25 millones de dólares; servirá para conectar el ducto de Mayakan que abastece a la península con el ducto que viene del norte, el Tuxpan a cargo de Cenegas.

El ducto Mayakan fue uno de los que fueron frenados por Manuel Bartlett, lo que dejó a la Península de Yucatán con problemas de abastecimiento de gas por casi un año.

“Esto que estamos presenciando es algo transcendente porque se va a resolver un problema sentido que tiene que ver con el abasto de gas en el sureste y en especial para la península de Yucatán”, expuso el presidente López Obrador en el complejo de Nuevo Pemex.

engie.jpg

Según López, la Cuarta Transformación busca la autosuficiencia energética, aunque piensa que esta autosuficiencias es que Pemex y CFE sean las única empresas en el país.

López dijo que en nuevo gasoducto es para atender la demanda regional y se seguirá importando el gas desde Texas.

“Ahora este ducto se va a utilizar para importar el gas, importar gas que afortunadamente es un gas barato, gas de Texas, el gas más barato del mundo”, comentó.

A %d blogueros les gusta esto: