Ir a la barra de herramientas
Importante

SHCP cobra a consumidores dinero para comprar el voto para Morena

En 2021 muchos estarán si empleo, perderán su casa, pero la 4T ya tienen garantizado que usted les financiará sus programas sociales y su estructura electoral.

Lunes 14 de septiembre de 2020 /Efraín Kleriga/MXPress. –La Secretaría de Hacienda encontró la forma perfecta garantizarle para que el presidente Andrés Manuel López Obrador tenga dinero en tiempo y forma dinero para sus programas sociales y para financiar su estructura de 19 mil 200 promotores del voto: Que paguen los consumidores.

La fórmula es sencilla: en lugar de contratar una cobertura cambiaria a un costo de unos mil millones de dólares para garantizar que el Fisco reciba por la renta petrolera y lo impuestos que paga Pemex no menos de 42.10 por dólares por cada barril producido (exportado o vendido localmente) los consumidores la pagarán la cobertura cada vez que carguen gasolina, diésel o compren su tanque de gas.

Además de ahorrarle al Gobierno Federal los poco más de mil millones de dólares anuales que cuesta una cobertura y esperar a que termine el año para recibir el pago por la diferencia de precio, ahora si el precio baja de 42.10 los consumidores pagaran una “cuota compensatoria” en cada litro de combustible.

Una táctica del capitalismo salvaje, un gano pero no pierdo, aplicado por el gobierno de los pobres que, ya se preparar a invertir dinero público para que Morena no pierda la mayoría en la Cámara de Diputados y, Andrés Manuel López Obrador no tenga que enfrentar a un Congreso que le pida cuentas, sino siga tendiendo una mayoría cómplice y aplaudidora.

Así que el precio que tenga la gasolina, el diésel y el GAS LP el 1 de enero de 2021, será lo más barato que verán su tanque de gasolina o de gas, los consumidores mexicanos, pero si el petróleo aumenta, entonces el precio si se mueve, pero para arriba.

Al promedio actual del precio de la gasolina, los consumidores pagan del precio al que se vende al expendedor, un 16 por ciento de impuesto al valor agregado (IVA) una cuota fija IEPS de 12.74 centavos por litro para las gasolinas y 15.46 pesos por litro para el diésel, más otra cuota IEPS que se fijó el pasado 11 de septiembre en 4.95 pesos por litro de Magna o gasolina regular, 4.18 por litro de gasolina Premium y 5.44 por litro de Diésel.

En pocas palabras, del precio promedio que este lunes tenía la gasolina regular, 19.30 el litro, usted pagó 7.64 pesos de impuestos. Es mucho, pero puede llegar a más con la cuta compensatoria.

Estimando que para el 1 de enero de 2021 el promedio del litro de Magna estará en 20 pesos, este precio no será menor a ese nivel el resto del año, pero si el barril aumentara un 20 por ciento los combustibles aumentarían 20 por ciento. Es decir, no bajan, pero sí suben.

Así, si el precio del petróleo baja de 42.10 dólares, el precio de la gasolina no bajará de un promedio de unos 20 pesos por litro de Magna, pero si el precio internacional sube, el litro de gasolina encarecerá en la misma medida del aumento.

La llamada “Cuota Compensatoria” que se incluye en la Ley de Ingresos para 2021, garantiza el precio del crudo para el Gobierno Federal que nunca será menor a 42.10 (Y sí puede ser mayor) y por lo tanto garantiza el dinero para programas sociales y para pagar el salario de sus 19 mil 200 promotores del voto que cobran en la Secretaría del Bienestar.

¿Y QUÉ PAGAMOS?

La fuerza electoral que inició en 2018 como “promotores del voto” de Morena, a partir del 1 de diciembre de 2018 se convirtieron en empleados púbicos a cargo de la Secretaría del Bienestar con el presunto encargo de entregar los programas sociales sin intermediarios.

Esta estructura que en agosto y septiembre de 2018 se encargó de promover que el Nuevo Aeropuerto Internacional de México debería ser cancelado, y la cual levantó presuntamente un censo de quiénes deberían recibir los programas sociales, le cuesta al Erario y por tanto a todos los mexicanos, unos 3,600 millones de pesos por año.

En la lista de la secretaría del Bienestar hay 19 mil 177 “servidores de la nación” operativos, quienes perciben un total de 10 mil 603 pesos, y un sueldo neto de 8,482.40 pesos mensuales más un mes de aguinaldo igual 137 mil 839 pesos por año y un gran total de dos mil 643 millones 338 mil 503 pesos.

Loa casi 500 mandos medios y altos, perciben entre 50 mil 159 pesos y 120 mil pesos mensuales, por hacer entregar programas sociales y decirle a la gente que cobra ese dinero gracias el gobierno de López Obrador, o sea, una estrategia electoral que todos financiamos.

La política mal consensuada y peor informada para fijar el precio de la gasolina a la alza y a la baja en forma casi automática, fue uno de los mayores descontentos ciudadanos que enfrentó el gobierno de Enrique Peña Nieto y ahora es la forma en como López Obrador puede garantizar gastar dinero para asegurar su mayoría legislativa que lo convierta en dictador.

A %d blogueros les gusta esto: